En la 21 y otras latitudes Mayo 2019

por Latitud21 Redacción

Sectur se muda y uno renuncia

Dicen por ahí que no hay plazo que no se cumpla, y ese plazo se cumplió para la Secretaría de Turismo (Sectur), la primera en iniciar el proceso de descentralización de dependencias federales, por lo que tal como lo sentenció desde antes de iniciar su gobierno el presidente Andrés Manuel López Obrador, en los primeros días del mes pasado se inició formalmente el traslado a Chetumal de la oficina de la Subsecretaría de Planeación y Política Turística de la dependencia.

Lo curioso de esto es que tan solo 10 días después de la mudanza, el titular de la mencionada subsecretaría, Simón Levy, presentó su renuncia con carácter de irrevocable. ¿Qué pasó? ¿Será que no le gustó su oficina en el Centro de Negocios del Centro de Convenciones de Chetumal? No lo sabemos, lo cierto es que se bajó del barco de la Sectur apenas desembarcó en la capital quintanarroense.

Y bueno, quien sí aceptó la encomienda en Chetumal fue Alejandro Aguilera, quien recibió el cargo como subsecretario de Planeación y Política Turística de la Sectur, conferido por el presidente López Obrador; confiemos que él sí quede en el puesto.

Crece 

el mercado 

ruso

No obstante que el arribo de sargazo a las costas del Caribe mexicano es un problema que sigue en aumento, además de la recurrente inseguridad que se reporta, el turismo ruso sigue en ascenso, lo que verdaderamente es una buena noticia ya que otros mercados están a la baja.

Armina Wolpert, cónsul honoraria de la Federación Rusa en Quintana Roo, asegura que en los últimos dos años el mercado ruso tuvo un aumento de 40% en cuanto a número de visitantes a esta zona. Esto ha sido posible gracias a la implementación de vuelos chárteres directos desde Moscú. Una de las ventajas del turismo ruso es que en su mayoría son de un poder adquisitivo muy alto.

Pero esto no para ahí, porque para el presente año se estima que habrá un crecimiento de al menos 15% en el número de turistas rusos que llegarán a vacacionar a Quintana Roo. La estancia de estos visitantes que llegan en vuelos chárteres oscila entre 10 y 12 noches, y 20 a 25 noches para los que viajan en aerolíneas de bandera.

Incursiona en nuevos destinos

En busca de diversificar su oferta, Grupo Vidanta acaba de anunciar su incursión en el rubro de las navieras, por lo que en breve operará su crucero Elegant Vidanta con el trayecto Puerto Vallarta-Mazatlán-Islas Marías, tan pronto se decrete la incorporación del mencionado archipiélago al desarrollo turístico del Pacífico.

La ruta que tendrá el crucero es por demás interesante, ya que incluye a la que hasta hace muy poco fuera una colonia penal federal y que por decreto presidencial se incorpora al desarrollo turístico de la zona del Pacífico, y en ese sentido Daniel Chávez, fundador de Grupo Vidanta, es uno de los primeros interesados en invertir en ese lugar.

Asimismo, este grupo sigue fuerte en el sector hotelero, al contar con centros de hospedaje de lujo en destinos como Riviera Maya, Los Cabos, Acapulco, Nuevo Vallarta, Puerto Peñasco y Mazatlán.

Alternativa viable

Una buena noticia, y esta es que ante la saturación que presenta el aeropuerto de la Ciudad de México, ahora las aerolíneas voltean a ver el aeropuerto de Cancún como receptor de vuelos desde más de 30 ciudades del país y como un hub distribuidor hacia la región Caribe, Centro y Sudamérica.

Y esto ya es una realidad, basta recordar que en noviembre del año pasado American Airlines anunció que Cancún sería su nuevo centro de conexión hacia el Caribe, ya que cuentan con vuelos desde puntos como Phoenix, Boston, Kansas City, Charlotte, Dallas, Filadelfia, Nueva York, Miami y Chicago, entre otros, hacia esta zona.

También cabe mencionar que desde 2018 y lo que va de 2019, el Aeropuerto Internacional de Cancún estrenó más de 30 rutas provenientes de Estados Unidos, Alemania, Colombia y Rusia, además de sumar frecuencias en rutas nacionales.

Tomando en cuenta todo esto, es lógico pensar que el aeropuerto cancunense es realmente una alternativa viable para desahogar, al menos en parte, la presión en la terminal aérea de la Ciudad de México.

Buenas expectativas

Hasta tres millones de turistas internacionales al año podrá transportar el Tren Maya, con lo que se beneficiará a cinco estados: Yucatán, Campeche, Quintana Roo, Tabasco y Chiapas, según dice nuestro presidente Andrés Manuel López Obrador.

Esta magna obra, insignia del gobierno de la Cuarta Transformación, está encaminada a aumentar la afluencia de visitantes a las zonas arqueológicas del Mundo Maya, así como a las ciudades de Mérida, Chetumal y Campeche; para esto se aprovechará la gran conectividad que tiene el Aeropuerto Internacional de Cancún, al que llegan más de 50 aerolíneas de otros países.

Como proyecto suena bien, lo interesante será ver cuántos turistas de todos los millones que llegan por el citado aeropuerto deciden viajar en el Tren Maya para conocer otros destinos, ya que como según apuntó un empresario, “si tomamos en cuenta que 85% de la oferta hotelera de Quintana Roo es del todo incluido, no creo que muchos quieran salir para subirse a ese tren”.

Dejar un comentario