Inversiones a flote

por Latitud21 Redacción


Original Resorts destinará millonaria inversión para la remodelación del Temptation Resort & Spa, e incursiona en el mercado de cruceros solo para adultos

El grupo hotelero Original Resorts apostará por una nueva e innovadora imagen del emblemático hotel Temptation Resort & Spa Cancún –el primero que se edificó en el destino en 1974, entonces bajo el nombre de Playa Blanca- para refinar y elevar su concepto original de hotel solo para adultos, además de incursionar en el mercado de cruceros con Desire Cruise, una travesía de ocho días, en la que  la ropa será opcional en la mayoría de sus instalaciones.

Ambos proyectos son parte del proceso de fortalecimiento y desarrollo que la compañía mexicana consolidará durante 2016 y 2017, pues de acuerdo a sus directivos Original Resorts destinará de inicio una inversión millonaria en dólares para el cambio de imagen del hotel, que iniciará a partir del 25 de septiembre de este año bajo el enfoque del diseñador egipcio Karim Rashid.

En tanto, la experiencia en el Desire Cruise, que se promueve del 26 de septiembre al 3 de octubre de 2017, es una travesía por el Mediterráneo y Adriático con escalas en Italia, Croacia y Eslovenia, a través de la embarcación Azamara Quest, con capacidad para 700 personas, quienes disfrutarán de restaurantes, bares, casinos, sex shops, diferentes salones eróticos y zonas 100% nudistas, además de albercas, donde el bañador y los bikinis serán opcionales.

Rodrigo de la Peña, director general del Grupo Original Resorts, comentó que los trabajos de remodelación del Temptation Resort & Spa tendrán una duración de 11 meses, y al término el hotel contará en total con 430 habitaciones y suites con el estilo minimalista sensual de Rashid, 40 más de las que tienen actualmente. “El complejo hotelero tendrá ocho restaurantes con 15 tipos de cocina, cinco bares y un spa”, añadió.

Temptations junto con Desire Pearl Resort & Spa Riviera Maya son los dos hoteles que opera el consorcio hotelero y que encontraron un nicho de mercado en grupos alternativos como swingers y nudistas, con gran éxito.

En el caso de Desire Cruise, Patricia de la Peña, también directiva de la firma hotelera, destacó que la embarcación de 180 metros de eslora y 25 metros de puntal “está diseñada especialmente para parejas que buscan experiencias nuevas y desean llevar su sexualidad a un nivel diferente, ya sea entre dos o más personas”.

De la Peña mencionó que las personas quieren vivir cada día experiencias diferentes, como en el caso del crucero, y además buscan hoteles  innovadores e instalaciones y servicios de alta calidad. “El turista ya no quiere solo alimentos y bebidas, sino otras alternativas de esparcimiento”. (Marlene Hernández)

 

Dejar un comentario