Renacer del Caribe Mexicano

Luego de más de dos meses semiparalizado por la emergencia sanitaria, Quintana Roo apuesta a la reactivación económica con esfuerzos en materia de higiene y salud, a la par de atractivas estrategias de promoción turística, tal como nos habla Darío Flota, director del CPTQ

Si hay algo que destaca al sector turístico y, particularmente a Quintana Roo, es la resiliencia; la fortaleza para resurgir de las circunstancias difíciles, por más adversas que parezcan. Hoy, el Caribe Mexicano tiene un gran reto, pues el impacto por la pandemia lo mantuvo, como al resto del mundo, frenado en cuestión económica. 

Darío Flota, director del Consejo de Promoción Turística de Quintana Roo, nos habla de cifras drásticas en caída de vuelos y ocupaciones hoteleras; esto se vio reflejado de inmediato en una cadena de valor devastada, que costó el empleo a más de 80 mil personas en la entidad.

Hoy, a poco más de dos meses de que el virus que llegó de Asia provocó un parteaguas en la industria sin chimeneas, la entidad está lista (preparada desde hace varias semanas) para un despertar gradual y escalonado de las actividades.

Son muchas las expectativas y más los compromisos. Porque no se trata sólo de abrir, es sobre todo, cómo. Con certificaciones a nivel internacional, como el sello Global Safety Stamp que Cancún y el Caribe Mexicano serán los primeros en recibir en América Latina por parte del Consejo Mundial de Viajes y Turismo (WTTC); como la certificación sanitaria promovida por las secretarías estatales de Turismo y la de Salud, además de los esfuerzos independientes que cada empresa realizará, los visitantes podrán tener la garantía de que el destino está protegido.

Dependerá de cada habitante de la entidad, hacer lo propio para que estos esfuerzos no sean en vano; seguir las medidas de salud y los protocolos, garantizará que cada vez avancemos hacia un destino más sano, con una economía en recuperación y dispuestos a recibir y proteger a los visitantes.

LA ENTREVISTA

¿Qué tanto ha sido el impacto de la pandemia en Quintana Roo?

Nos podemos dar una idea a partir de la proporción de vuelos que hemos perdido, cancelaciones en más de 96%; a mediados de marzo estábamos teniendo 600 operaciones diarias que corresponden a más de 300 vuelos aproximadamente de llegadas en un día y caímos a niveles de hasta 16; es decir, un 5% del nivel que estaba acostumbrado el aeropuerto de Cancún, que es uno de los más importantes de América Latina. Esto equivale a 4.5 millones de pasajeros que han dejado de venir, por la cancelación de estos vuelos.

Y en cuanto a hoteles, la actividad cayó a mínimos de hasta 5% o menos,  sólo hoteles en el centro funcionando, porque reciben a personas que están realizando actividades esenciales, que tienen que estar en el sector salud o funcionarios que están supervisando tareas y viajando.

Muchos señalan que debieron cerrar el aeropuerto…

Hay varias razones por las que los vuelos se mantienen; una de ellas, que nos traen insumos, no sólo pasajeros, y parte de estos pasajeros son, repito, gente que desempeña actividades esenciales. La otra razón por la que siguen llegando vuelos (tres aerolíneas de Estados Unidos) es porque estas empresas recibieron una importante ayuda, un paquete fiscal del gobierno de Trump, bajo la condición que no dejen de volar, es requisito.

Hay otra razón, de carácter técnico, pues si los aviones se quedan sin volar más de un mes tienen que entrar a un proceso de recertificación, es decir, tienen que llevar a inspección los motores, equipos de aparatos de navegación, eso cuesta y lleva tiempo. Lo mismo pasa con las licencias de pilotos: si acumulan más de 30 días requieren de recertificar sus habilidades, volver a someterse al simulador y demás cosas técnicas. Por eso las aerolíneas están rotando los aviones y tripulación, porque no han despedido a todos, pues eventualmente los van a necesitar.

Pero ¿y el riesgo por el virus?

La verdad es que en el momento de la epidemia en que estamos, ya es igual de riesgoso el contacto con alguien que venga de Nueva York, de la Ciudad de México o el vecino de enfrente. A estas alturas todos hemos estado o estaremos expuestos, por el nivel de propagación. Lo que hay que hacer es aprender a convivir con eso y mantener las medidas y precaución para evitar el contagio, porque cualquiera puede ser portador del virus; incluso asintomático.

RUMBO A LA NUEVA NORMALIDAD

¿Cómo va la certificación sanitaria de los negocios?

Ha sido un éxito, estamos sorprendidos, habla muy bien del carácter responsable de nuestros empresarios turísticos; en los primeros días tuvimos más de 4 mil empresas que ingresaron solicitud a la plataforma de la Sedetur.

Queremos como destino poder decir que toda la cadena de servicios, desde transporte del aeropuerto, hoteles, restaurantes, marinas, excursiones, guías, en fin, que todos estén sometidos a principios de higiene que ayuden a reducir el riesgo.

Los hoteles van a implementar unas medidas independientes, están llevándolo a niveles muy altos: algunos guiados por instrucciones de sus cadenas, algunos han desarrollado protocolos propios y va a ser interesante cómo esto va a modificar la experiencia turística. 

Veremos cosas muy importantes, que incluso se van a mantener, porque, insisto, debemos acostumbrarnos a convivir de esta manera mientras no se tenga una vacuna o un tratamiento del Covid-19.

Los tiempos de reapertura, ¿son los apropiados?

El criterio que establece el semáforo sanitario federal es que en rojo sólo deben operar actividades esenciales; recién se agregaron la de construcción, minería y autopartes. Pues ese mismo criterio de que fabricar autopartes es indispensable en unos estados, en Quintana Roo aplica que el turismo es actividad esencial para nosotros; por eso el gobernador está apostando a esto. Y hay decisiones que se tomarán en cada entidad.

Eso sí, siempre será en función de que sigan bajando los casos acumulados de contagios y de que haya la infraestructura hospitalaria para atenderlos. Por eso establecimos que a partir de la segunda semana de junio poder recibir algunos primeros turistas.

¿Cuántos hoteles y cómo abrirían en esta primera fase?

La apertura será paulatinamente. Hay una cadena importante, los de AMResorts, que son 24 hoteles en el estado que anunciaron que su apertura es hasta el 2 de julio, son muchos cuartos. 

Si quitamos esos, en el transcurso del 8 de junio, 15 o veintitantos, la mayoría estará abriendo, en función de que las reservas sean suficientes para hacer rentable su operación

Quiero pensar que la mayoría de los demás abrirá, al 30% de su capacidad, pues en los sistemas de reservaciones de sus páginas y en plataformas como Expedia y BestDay ya están abiertas las reservaciones y mucha gente se está mostrando interesada en venir.

¿Es posible rescatar la temporada de verano?

Vamos a tener visitantes, siendo positivos, pero a la vez realistas, hay que reconocer que es difícil pensar en niveles de ocupación a los que estábamos acostumbrados, porque incluso los mercados emisores todavía tienen muchas restricciones.

Aspirar a un segundo semestre del año con niveles de 50 por ciento de ocupación yo creo que sería bastante bueno.

Pero estamos conscientes de que la recuperación va a ser gradual, poco a poco iremos restaurando vuelos de Cozumel, Chetumal. Por ejemplo, de Europa, será hacia septiembre que los vuelos puedan empezar a normalizarse y con ello poco a poco podamos ir teniendo niveles de ocupación más alto a final de año.

Por supuesto, también esperamos que en el transcurso de este tiempo haya también claridad de protocolos en países emisores.

¿Cómo garantizar o protegerse para que en esta reapertura no haya reinfección?

Es una tarea que nos corresponde a todos; por nuestra parte, estaremos pendientes de que toda la cadena de suministro y de valor esté certificada y con protocolos que garanticen medidas de sanidad e higiene; desde los empleados, proveedores y todos. 

Es vital que haya protocolos para que los visitantes vean que hay lineamientos estandarizados para reducir el riesgo al mínimo, pero también el viajero tendrá que asumir, ser consciente de que el riesgo está presente, por eso es importante como destino decir públicamente todo el esfuerzo que estamos haciendo todos para reducir el riesgo, para que comprendan la inversión y medidas que se están tomando y ellos colaboren también.

¿Y para que el virus no venga de fuera?

Ahí el elemento que será determinante son las pruebas rápidas, que ya la Cofepris autorizó tres tipos y ahora se está en el proceso de conseguirlas, una se fabrica en Estados Unidos y dos en China; entonces precisamente están buscando la manera de poderlas conseguir.

Habrá que ver dónde se van a aplicar, si en el aeropuerto, a la llegada al hotel o en cada parque o experiencia de aventura o en qué momento, pero la prueba rápida será vital, de manera que se garantice el saber o que no haya gente con síntomas, reducir el riesgo y la incertidumbre; dar confianza de que hay protocolos para un destino sano y seguro.

Por supuesto también será vital que en estos días se sigan manteniendo las medidas preventivas, quedarse en casa los que no tengan actividad esencial que realizar, mantener las medidas de cuidado, bajar el nivel de contagio, eso va ayudar a que más pronto podamos recuperar las actividades, el trabajo y por consiguiente, los ingresos.

ATRAER TURISTAS, EL RETO

¿Qué tanto interés hay ya para venir al Caribe Mexicano?

Tenemos reportes de un buen nivel de reservas, pues como algunos hoteles habían anunciado que ya pronto abrirían, han recibido reservaciones, incluso para fines de mayo que tuvieron que aplazar, de acuerdo al semáforo sanitario, pero hay gente que ya está puesta para venir a disfrutar de nuestros destinos.

Hay un fenómeno también que mencionar, y son los propietarios de tiempos compartidos, en su mayoría de origen estadounidense, a ellos les correspondían venir en abril y mayo, pero lo pospusieron por las emergencias y ellos están sólo esperando el momento que ya haya condiciones para venir a hacer uso de esos espacios.

Por experiencia de años anteriores, los tiempos compartidos son de los que siempre, igual que en huracanes, nos daban el primer empujón, porque son gente que viene año con año, que conoce bien el destino y seguro no querrán privarse de venir a disfrutar apenas puedan.

¿Cómo van las campañas de promoción?

En todo mayo tuvimos en redes sociales los videos de la campaña que se llamaba “El paraíso puede esperar” y ahora ya en junio tenemos, tanto en México como en Estados Unidos, la campaña nueva que se llama “Caribe Mexicano: Lo mejor de dos mundos”.

Con esta se pretende posicionar de manera sólida la marca del Caribe Mexicano, destacando la combinación de destinos, actividades y segmentos que permiten al visitante disfrutar de la riqueza y diversidad de los destinos turísticos de Quintana Roo.

Seguimos monitoreando de cerca la favorable evolución de la situación sanitaria a nivel mundial, por lo que ya pusimos en marcha programas cooperativos con socios comerciales, mismos que serán dirigidos al mercado nacional primero, a través de aerolíneas y plataformas de viaje en línea, y posteriormente al internacional, específicamente a Estados Unidos y Canadá, para después continuar con Latinoamérica (Argentina, Colombia y Chile) y Europa.

Además, se han agendado ya viajes de familiarización para prensa e influencers, enfocados al segmento de familia y aventura, bienestar y gastronomía, aventura y golf, y las islas del estado de Quintana Roo, abarcando así todos los destinos del Caribe Mexicano.

¿Por qué la apuesta a fusión de dos mundos?

Con esta campaña se busca mostrar de manera clara la dualidad de momentos que se pueden vivir en un mismo lugar y cómo esto representa un gran valor agregado para los viajeros que buscan un destino que los sorprenda. 

La campaña destaca la esencia de México y del Caribe: cenotes, rituales mayas, ríos subterráneos, selva, gastronomía, diferentes tonalidades de azul, vida nocturna, Pueblos Mágicos, interacción con vida silvestre, parques temáticos, servicio al cliente, etc., lo que hace del Caribe Mexicano un destino único a nivel mundial.

Además, habrá campañas alternativas para segmentos específicos como el de reuniones, bodas, tiempo compartido, hoteles, golf, entre otros.

¿En qué canales se va a difundir?

Habrá presencia en medios impresos, radio, televisión y medios digitales; CPTQ TV, un espacio en donde se planea compartir noticias positivas y tener un canal interactivo donde poder enviar actualizaciones y relacionarse con la industria. A su vez, se planea realizar concursos internacionales para tener la oportunidad de ganar viajes a Cancún y la Riviera Maya. 

Para finales de agosto se realizarán jornadas con medios de comunicación en la Ciudad de México, y en septiembre jornadas similares en Nueva York y Chicago para brindar actualizaciones sobre las novedades del destino.

Finalmente se llevarán a cabo algunos otros proyectos que se tenían planeados para este año y no se habían podido llevar a cabo, por ejemplo, trabajar con chefs de Nueva York, Miami y Los Ángeles, quienes elaborarán menús inspirados en platillos regionales del Caribe Mexicano.

Hay otras campañas de otros organismos, ¿se conjuntan?

Sí hay otras, que son de apoyo; por ejemplo la de las asociaciones de hoteles y la iniciativa privada; es un gran esfuerzo el que están haciendo, enfocado directo a la compra, con promociones muy atractivas.

A nivel federal, Visit México preparó una campaña para relanzamiento, tiene establecidas una serie de fases y mercados estratégicos, hay algunos que no son de nuestro interés (Australia o país europeos, por ejemplo) que no podrán venir; para nosotros es claro que Estados Unidos y México serán los primeros.

Incluso nosotros estamos tomando en cuenta que en Estados unidos el semáforo de reapertura por ciudades es distinto. 

El origen de nuestros visitantes son de la costa este de Estados Unidos (Nueva York, Boston, Filadelfia y Washington); el segundo es Texas, porque viajan en verano y el tercero es California, pero touroperadores nos informan que en un mismo estado hay varias fechas de apertura; no es igual en Los Angeles, que en Orange o San Francisco.

Por fortuna la promoción digital tiene la habilidad de estar tan segmentada para llegar en el lugar estratégico. Estaremos en digital, medios impresos y TV, igual que en el mercado nacional, para que cuando se animen a viajar piensen en nosotros.   

Descarga la Edición Digital

Leave a comment