Tribunal ordena se restituya el manglar en Tajamar

por Latitud21 Redacci贸n
  • Se trata de una conquista de la sociedad civil para la protecci贸n al derecho humano al medio ambiente sano.
  • Organizaciones de la Sociedad Civil aplauden sentencia de amparo y protecci贸n al manglar en el Malec贸n Tajamar
El Tercer Tribunal Colegiado del Vig茅simo S茅ptimo Circuito otorg贸 el amparo y protecci贸n de la justicia federal, obligando a que Semarnat se abstenga de ejecutar la autorizaci贸n de impacto ambiental otorgada a Fonatur, que permit铆a la remoci贸n de manglar entre otros hechos para llevar a cabo el anteproyecto Malec贸n Canc煤n.
As铆 mismo se resuelve, se abstenga de emitir una nueva autorizaci贸n y restaure la zona afectada lo que representa un logro en la protecci贸n del manglar de Tajamar, se帽alaron Salvemos Tajamar, Grupo Ecologista del Mayab, Centro para la Diversidad Biol贸gica, Centro Mexicano de Derecho Ambiental y Greenpeace M茅xico.
El Centro Mexicano de Derecho Ambiental en representaci贸n de Araceli Dom铆nguez Rodr铆guez y otras trece quejosas de Salvemos Manglar Tajamar, present贸 a principios de este a帽o el recurso de revisi贸n 88/2017, que deriva del juicio de amparo 1064/2015, en contra de sentencia por parte del Juzgado Tercero de Distrito en Quintana Roo, quien hab铆a sobrese铆do el juicio de amparo interpuesto por supuestamente no acreditar inter茅s leg铆timo para combatir la autorizaci贸n de impacto ambiental del proyecto denominado 芦Anteproyecto Malec贸n Canc煤n禄, contenida en el oficio S.G.P.A./DGIRA.DEI.1855.05 de veintiocho de julio de dos mil cinco, expedida por la Secretar铆a de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), as铆 como los trabajos de tala y remoci贸n de manglar con maquinaria pesada, por violar el derecho humano a un ambiente sano.
Derivado de una revisi贸n en el expediente, el Tribunal evidenci贸 que no existe constancia de que la urbanizaci贸n y edificaci贸n del Malec贸n estuviese terminada, por lo que determina que no son actos consumados de forma irreparable, como pretend铆a hacerlo valer Fonatur, promovente del proyecto en cuesti贸n; por ello, el Tribunal resuelve que es factible reforestar las zonas de mangle afectadas por lo que sentencia a la restituci贸n del mangle impactado, tomando en cuenta opiniones t茅cnicas de expertos. El Tribunal fund贸 su sentencia en los principios de prevenci贸n, precauci贸n, responsabilidad y desarrollo sustentable, as铆 como el reconocimiento de derechos colectivos que prevalecen sobre la propiedad privada; referente hist贸rico en la lucha por la protecci贸n y respeto del medio ambiente.
El Tribunal funda su resoluci贸n bajo la premisa de que la Semarnat debi贸 procurar la m谩xima protecci贸n posible al medio ambiente para garantizar en el 谩mbito de sus competencias, la aplicaci贸n y respeto de los derechos humanos establecidos en la Constituci贸n y los tratados internacionales suscritos por M茅xico.
El aseguramiento del goce y ejercicio de derechos y libertades no se agota con la mera existencia de un orden normativo, sino que exige una conducta de justiciabilidad de derechos ambientales; lo cual con esta sentencia se logra que se garantice el disfrute del derecho al medio ambiente sano.
Destacamos de la resoluci贸n del Tribunal Colegiado, el sentido que da para determinar que, derivado del principio de responsabilidad, el que genera el efecto degradante al ambiente actuales o futuros, es responsable de los costos de las acciones preventivas y correctivas. El siguiente paso es identificar c贸mo se debe restaurar o reforestar la porci贸n del manglar que ha sido afectada.
Todas las anteriores premisas en las que funda y motiva su resoluci贸n el Tribunal Colegiado del Vig茅simo S茅ptimo Circuito en Quintana Roo, resultan un precedente ambientalista de gran trascendencia; por lo que ser谩 un referente para el Derecho Ambiental en M茅xico. Aplaudimos del mismo modo, que el Tribunal reconoce bajo la perspectiva de derechos humanos, el inter茅s leg铆timo de las quejosas al identificar su residencia en Canc煤n y principalmente destacando el beneficio social que se hizo valer al querer proteger los manglares del Malec贸n Tajamar.