Un mundo de fantasía

por Redacción

Se incorporan 28 destinos de 15 estados de la República al programa federal Pueblos Mágicos, entre ellos Isla Mujeres y Tulum, en Quintana Roo

Aunque diversos sectores criticaron la gestión de la anterior administración federal en torno a la desvalorización del programa Pueblos Mágicos a cargo de la Secretaría de Turismo (Sectur), por repartir a diestra y siniestra el distintivo, la historia se repite y la instancia federal, luego de un proceso de revisión de expedientes, otorgó la designación a 28 comunidades de 15 estados del país.

En el caso de Quintana Roo, aunque se presentaron tres propuestas y una ratificación, se logró la integración de dos destinos: Isla Mujeres y Tulum -quedando fuera la isla de Holbox-, mientras que Bacalar, en el sur del estado, logró mantener su distintivo.

En la Feria Nacional de Pueblos Mágicos, que se realizó en Puebla, el titular de la Sectur, Enrique de la Madrid, señaló que de un total de 180 solicitudes se incorporaron 28 municipios al programa Pueblos Mágicos, que se suman a los 83 ya existentes. La intención: generar desarrollo económico en el sector turístico del país y elevar la calidad de vida de sus habitantes.

Desde la puesta en marcha del programa, la inversión pública destinada a las localidades que ostentan la marca asciende a más de tres mil millones de pesos y se calcula que por cada peso invertido por la Secretaría de Turismo se genera una derrama económica de 20 pesos más. A la fecha la dependencia invirtió alrededor de 7.4 mdp por Pueblo Mágico, explicó el secretario.

Dijo que el programa combina recursos de la federación y de las entidades para distinguir y fortalecer el destino de esos Pueblos Mágicos. “El compromiso es que en un futuro dicho trabajo sea más colegiado y que participen todos los sectores involucrados”, enfatizó De la Madrid.

Expuso que con el programa se quiere alcanzar una marca de prestigio, que nos distinga, razón por la que convocó a los titulares estatales de Turismo a conservar el título y el nombre de Pueblos Mágicos, “no es un distintivo que la comunidad alcanzó para siempre, hay que cuidarlo en beneficio de la localidad y de su gente”.

Debido al deterioro del poblado, Bacalar, que era el único Pueblo Mágico de Quintana Roo, estuvo a punto de perder la distinción, en tanto que la designación de Isla Mujeres y Tulum se puso en duda, pues a decir del sector empresarial los destinos a pesar de tener atractivos únicos tienen mucho que mejorar, sobre todo Tulum, cuya zona arqueológica por sí misma no es suficiente para respaldar un poblado que carece de identidad.

La zona arqueológica de Tulum recibe al año 1.4 millones de visitantes y la  designación de Pueblo Mágico le permitirá consolidar su imagen urbana y contar con nuevos atractivos. El presidente municipal del destino, David Balam Chan, afirmó que el compromiso es mantener el distintivo y trabajar en labores de mejora de imagen urbana, nomenclatura, servicios, obras públicas, desarrollo económico y social.

El director de Turismo de la demarcación, Jorge Portilla, reconoce que “Tulum no es únicamente la zona arqueológica, también está la zona urbana, donde hay que trabajar mucho”.

En tanto Agapito Magaña, alcalde de Isla Mujeres, única isla del país con el distintivo, apuntó que con el recurso consolidarán la infraestructura turística para una mayor captación de divisas, con especial énfasis en la imagen urbana y el mantenimiento de los puntos de interés turístico e histórico, además de explorar nuevas posibilidades turísticas.

Entre otras comunidades distinguidas con la marca están Atlixco y Huauchinango en Puebla; Huautla de Jiménez, Mazunte, San Pablo Villa Mitla, San Pedro y San Pablo, en Oaxaca; San José de Casas, Aguascalientes, así como Aculco, Ixtapa de la Sal, Teotihuacán, San Martín de las Pirámides y  Villa de Carbón en el Estado de México.

 

 

Dejar un comentario