LA CUESTA DE ENERO

Carlos Raúl Gijón/Miguel Alfonso Martín 

Coordinadores del Programa Somos Futuro 

orgdeparticipacionjuvenil@gmail.com

Las finanzas se definen como el arte y la ciencia de administrar dinero, y el ser humano, enmarcado en el ser como persona económicamente activa que recauda dinero, lo gasta o lo invierte, tiene una relación directa que es independiente de sus deseos y además desea su bienestar y su felicidad. (Giltman y Zutter, 2007)

Ahora que tenemos un concepto más claro de lo que son las finanzas personales, podemos platicar sobre las consecuencias que tienen cada fin de año, específicamente el mes de diciembre, ya que es uno de los meses con mayor auge económico gracias a las prestaciones laborales que son otorgadas en este mes, a diferencia de los demás; en consecuencia, las personas al tener mayores ingresos en estas fechas y la publicidad que se le da a las fiestas decembrinas tienden a gastar más, realizando compras que son motivaciones humanas.

Son precisamente estos gastos no administrados el principal problema económico que enfrentan muchas familias al inicio de cada año como consecuencia de las celebraciones de diciembre, por lo que se le ha considerado la famosa ‘cuesta de enero’; y digo, ¿qué tiene de relevante? Pues detrás de esta simple frase se esconden muchos problemas económicos, por lo que es importante aprovechar esos ingresos para hacer compras inteligentes, para que no se vea afectada nuestra economía.

Aunque lo más seguro es que a estas alturas ya gastaste tu aguinaldo, no está de más atender estas recomendaciones.

Debemos focalizar un presupuesto y esto implica tener en consideración algunas variables, como el ingreso fijo que tienes, en otras palabras el salario y los gastos que realizarás por concepto de alimentos, transporte, etc. Una vez que tienes contemplado estas variables debes saber administrar todos estos conceptos para que logres cumplir con tus obligaciones y cubrir tus necesidades financieras. 

El siguiente punto es muy importante, se refiere al ahorro, es recomendable  guardar el 10% de tus ingresos para poder tener un monto que respalde cualquier imprevisto.

Por todo lo anterior consideramos adecuado buscar la manera de armonizar deudas, esto conlleva intentar cubrir un poco más las cuotas que debes, y no nos referimos a que utilices ingresos destinados para algo ya fijado y que los suplas, sino que aquellos extras de ingresos o lo que nos quede libre después de cubrir con tus obligaciones abonarlo a la deuda para terminar con ella lo antes posible, y poder afrontar esta ‘cuesta de enero’ con estabilidad financiera.  

Leave a comment