Máxima protección

Ambulancias LIFE respondió rápidamente ante la emergencia sanitaria, reforzando su equipo para garantizar una adecuada atención

Ante la exigencia de decisiones oportunas en el ámbito médico por la pandemia del coronavirus Covid-19, Ambulancias LIFE de inmediato reforzó su equipo humano y técnico.

Por eso, desde semanas antes de que en Quintana Roo se empezaran a dar los primeros casos, implementaron procedimientos para garantizar el mejor servicio prehospitalario a los pacientes contagiados por el nuevo virus.

Equipo de vanguardia

Dentro de la adquisición del nuevo equipo incluyeron la ‘Cápsula XE’, de fabricación mexicana, que ayuda a tener un traslado más seguro para todos en el caso de enfermedades altamente contagiosas, como el Covid-19.

Este dispositivo aumenta la seguridad del personal médico que está en contacto con pacientes enfermos del coronavirus.

La cápsula es propiamente un domo hecho de plástico y textiles, operada por un controlador electrónico. 

¿Cómo funciona?

El domo por el efecto ‘venturi’, hace que todo el aire del exterior que circula alrededor de la cápsula entre a la misma (al ser atraído debido a que la presión en la cápsula es menor que afuera), lo que significa que si el paciente tose o estornuda la cápsula impide el esparcimiento de las partículas de saliva y atrae hacia adentro el aire circundante, para de esta manera evitar los contagios. 

Contiene un filtro de aire de alta eficiencia HEPA (High Efficiency Particulate Air), que al ser capaz de retener partículas muy pequeñas reincorpora al ambiente un aire totalmente limpio, lo que garantiza la seguridad sanitaria de las personas que están afuera de la cápsula, como paramédicos, médicos y enfermeras.

Protección y tecnología

La protección estandarizada de los paramédicos de LIFE para el manejo de pacientes con enfermedades infectocontagiosas incluye: trajes especiales de polietileno (con protección de calzado), cinta aislante especializada, googles especiales, mascarillas N95 y careta. 

Además cuentan con tecnología de punta para atender y evaluar la condición de los pacientes, por ejemplo el termómetro de láser digital para medir la temperatura corporal de una persona de forma inmediata.